martes, 9 de junio de 2015

¿Cómo elegir un buen teléfono móvil?


¿Cómo elegir un buen teléfono móvil? – La guía definitiva



Uno no sabe lo que es una decepción hasta que no ha gastado muchas horas tratando de elegir un smartphone, decide en cuál gastarse el dinero, y al cabo de unos meses el teléfono funciona de manera lenta y se ha convertido en un terminal casi inútil.¿Cómo elegir un buen teléfono móvil? Esta es la guía definitiva para que te conviertas en experto.
No hay posibilidad de error si aprendes las bases de un teléfono. Si tomas una decisión en función de estas cosas, siempre comprarás algo bueno, incluso aunque finalmente hubieras preferido otra cosa. Al menos, eso sí, te asegurarás de cómo comprar de manera correcta e inteligente cuando se trata de un teléfono inteligente. El mayor problema es que el mundo de los smartphones está lleno de publicidad que nos hace pensar que unos smartphones son mejores que otros simplemente por su nombre, pero ahora ya no dependerás de la publicidad. Dedica 20 minutos, guarda este artículo en Favoritos, y no te olvides de revisarlo cuándo vayas a comprar un móvil.

¿Cómo NO elegir un buen smartphone?

1.- No compres un móvil por la cámara
Una encuesta revela que la mayor parte de los usuarios se decanta por un smartphone en función de la cámara que este tiene. No hay mayor error que ese. Las compañías saben cómo funciona el mercado, y están años por delante de los usuarios. Si estos se guían por la cámara, pondrán cámaras de mayor calidad en móviles de gama básica para que parezcan mejores. Guiarse por la cámara es un error, pues no es uno de los principales componentes determinantes en el funcionamiento final de un terminal.
2.- No te dejes llevar por las marcas
Samsung, Sony, Nokia, Apple, LG, HTC, son muchas las marcas que fabrican smartphones y que además los venden como los mejores del mundo. No debemos creernos nada de lo que nos digan por medio de eslóganes o frases hechas, pues eso es solo marketing. Ahora bien, esto no quiere decir que sus móviles no sean buenos. Todas estas compañías fabrican terminales de alta calidad, e incluso algunos que no son tan buenos. Lo más probable es que después de investigar optemos por comprar un smartphone de estas principales compañías, pero vamos a ver cómo elegir el mejor.
3.- Evita comparar por medio de las operadoras
Otra de las cosas que uno debe evitar al comparar móviles es hacerlo por medio de las operadoras, fijándonos en el precio del móvil, en el precio de la propia tarifa, y en el descuento que realizan. En estos aspectos hay muchos factores en juego que pueden influir. Un smartphone de mayor calidad podría ser más barato que otro simplemente porque se ha vendido menos y una determinada compañía los ha ofrecido de manera masiva a una operadora. O incluso una operadora ha llegado a un acuerdo con la compañía para vender unos móviles más baratos, mientras que ofrece otros de una manera determinada. Como no podemos conocer nada de esto, es mejor alejarse de las operadoras a la hora de elegir. Además, estas tienen un catálogo limitado, y eso muchas veces nos obliga a tener que limitarnos a lo que ellos tienen. Si buscamos ayuda en un operador teléfono de una de estas operadoras, solo intentará vendernos el smartphone que les permita firmar el contrato más beneficioso para ellos, por lo que siempre que podamos, debemos alejarnos de las operadoras a la hora de elegir un smartphone.

¿Cómo comparar un teléfono inteligente con otro?

Uno siempre debe fijarse en la ficha técnica del smartphone a la hora de elegir un terminal. Todas las compañías ofrecen una ficha técnica del teléfono que nos permite conocer todas las especificaciones técnicas. No obstante, lo mejor que podemos hacer es utilizar alguna herramienta que ya nos ofrezca la información de todos los teléfonos que hay en el mercado unificada. De esta manera, no tendremos que ir buscando cada ficha técnica, sino que podremos ir directamente eligiendo el móvil que queramos. Y además, muchas de estas herramientas incluyen un comparador, que nos permite ver los diferentes terminales. En el mismo grupo que Android Ayuda se encuentra Móvil Zona, y cuentan con un comparador muy completo donde tienen todos los detalles técnicos de los que vamos a hablar a continuación. Es más que suficiente para elegir bien un smartphone.

¿Cómo elegir un buen smartphone?

Por orden de importancia
1.- Procesador
Lo primero en lo que uno debe fijarse a la hora de elegir un terminal es el procesador con el que cuenta. Es el corazón de un dispositivo, y todo depende de él. Este determina la velocidad del propio smartphone, y es importantísimo para valorar la fluidez que tendrá, lo rápido que será a la hora de ejecutar procesos, y la capacidad que tendrá para utilizar videojuegos de alto nivel. Aunque, eso sí, hay muchos otros aspectos que influyen y que habrá que tener en cuenta, de los que hablaremos después.
¿Cómo saber si el smartphone tiene un buen procesador? Conforme el tiempo pasa, los procesadores que antes eran buenos ya no son eficientes. Por lo que no hay una forma de saber si un procesador es bueno o no sin tener conocimientos sobre el mercado actual. Sin embargo, sí que podemos buscar síntomas de que el procesador sea malo. Por ejemplo, si entre las características de un terminal la compañía no dice nada sobre el procesador que lleva, lo más probable es que este no sea de calidad o del suficiente nivel. Si te cuesta mucho encontrar este dato en la página oficial de esa compañía, ya es una mala señal. Y aunque hayas sido capaz de encontrarlo, tampoco es difícil que no sea un buen procesador.
Actualmente, el procesador debe ser, como mínimo, de doble núcleo. Y eso solo como mínimo. Lo más probable es que en tan solo un año esto no sea suficiente para un smartphone de gama media, por lo que habrá que optar por algo de mejor calidad. Un procesador mononúcleo a 800 MHz no es un buen procesador, y solo conseguiremos un móvil lento si optamos por esto. La arquitectura del procesador también es esencial. Esto define cómo está construido el chip. Con arquitecturas más modernas, obtendremos mejores procesadores. Así, un Cortex-A7, es de peor calidad que un A9, o un A15. Un A9 ya puede considerarse un buen procesador, aunque sea de doble núcleo.
Si queremos curarnos en salud, lo mejor que podemos hacer es buscar un procesador de cuatro núcleos. Normalmente, sea cual sea la arquitectura, será lo suficientemente bueno. La marca del procesador también influye. No es lo mismo hablar de un doble núcleo de MediaTek que de Qualcomm. Esta última compañía, así como Nvidia e Intel, son buenas apuestas.
2.- Memoria RAM
Otro de los aspectos que las compañías nunca indican entre las características de la mayoría de los smartphones, salvo en la ficha técnica. Y aunque no lo parezca, es el segundo elemento a tener en cuenta a la hora de elegir un smartphone. La memoria RAM es una memoria que va almacenando los datos de las aplicaciones que están activas en cada momento. Cuanto mayor es esa memoria, más datos se pueden almacenar en ella y más aplicaciones pueden estar en ejecución en el mismo momento sin que el terminal se ralentice. Tengamos en cuenta que el smartphone siempre tiene procesos en ejecución, que no se pueden detener de ninguna manera. Una memoria RAM de alto nivel es lo que permite que el smartphone no se ralentice, incluso en las situaciones de mayor requerimiento.
¿Cómo tiene que ser una memoria RAM? Busquemos el smartphones de mayor nivel del mercado, y miremos qué memoria RAM tiene. Como mucho, podemos descender un nivel a la hora de comprar un teléfono inteligente. Hace unos meses, si íbamos a comprar un móvil, podríamos haber tomado como referencia el Sony Xperia Z, con una memoria RAM de 2 GB. La memoria inferior a esa que hay en el mercado es la de 1 GB. Por tanto, hace unos meses podíamos comprar un móvil que tuviera, como mínimo, esa memoria RAM. Hoy en día ya están cambiando las cosas. El Galaxy Note 3 ya cuenta con memoria RAM de 3 GB, por lo que debemos tratar de optar por una memoria RAM de 2 GB.
Y no es por capricho, no se trata de que haya que avanzar con el mercado, sino de que las aplicaciones, así como el sistema operativo, se adaptará a las nuevas características, y dentro de poco los smartphones de baja gama no conseguirán soportar de manera fluida estos sistemas. Por ello es tan importante elegir bien la memoria RAM.
3.- Memoria interna
Cuidado. No es lo mismo la memoria RAM que la memoria interna. Es raro encontrar un smartphone con una memoria RAM de más de 4 GB, y esto nos puede permitir diferenciarla. Es posible que a veces veamos Memoria RAM y Memoria ROM. Esta última es la memoria interna. Aunque la memoria se puede ampliar por medio de una tarjeta microSD, no todo es tan sencillo. Incluso aquellas aplicaciones que podemos instalar en la tarjeta microSD instalan datos en la memoria principal del teléfono, ocupando espacio. Cuanto más espacio tengamos ocupado, más lento irá el móvil. Así, contar con una memoria interna de alta capacidad es algo esencial si queremos que el smartphone vaya de manera correcta. Si somos de los que no instalamos casi aplicaciones ni nada más, 8 GB podrían ser suficientes. Con lo que sí hay que tener cuidado es con los smartphones con memoria de 4 GB. Es muy poca capacidad, y nos servirá para tener tan solo unas pocas aplicaciones. Lo básico: WhatsApp, Candy Crush, Facebook y Twitter, pero empezar a instalar aplicaciones podría hacer que en no demasiado tiempo el terminal empezara a ralentizarse. Lo mejor es partir de un mínimo de 8 GB, e incluso tratar de subir si es posible. No obstante, con ocho gigabytes no habrá problemas, pues siempre podremos desinstalar aplicaciones para que agilizar el terminal. Menos de eso podría ser arriesgado en cuanto pasen unos meses.
4.- La interfaz del fabricante
Un último detalle a tener en cuenta es la interfaz del fabricante. Algunos prefieren la interfaz nativa de Google, la que llevan los Nexus, mientras que otros prefieren la de Sony o Samsung. La interfaz es el menú, la sección de ajustes, la de notificaciones, así como la forma de gestionar todos estos elementos y el diseño que tienen. Normalmente, este dato no aparece en las comparativas ni en las fichas técnicas. Sin embargo, no hay pérdida, pues solo debemos tener claro algunas cosas. Si los Nexus funcionan tan bien es porque la interfaz es liviana, y nunca supone una carga para el sistema. No obstante, las interfaces más pesadas son las de Samsung y Sony. Esto no quiere decir que sean malas, sino que cuentan con más aplicaciones preinstaladas y más posibilidades. Ahora bien, también requieren de procesadores de mejor calidad y memorias RAM de mayor capacidad. Tengamos esto en cuenta a la hora de comprar. Si es un Samsung o un Sony, evitemos que sean memorias RAM o procesadores básicos. Así, conseguiremos que el smartphone vayan totalmente perfecto, y todavía más si se trata de uno de estas dos compañías.

Lo secundario, es secundario

Todas las demás características no importan tanto. La batería sería el siguiente aspecto en el que fijarse. Debe ser de alta capacidad. Y si no lo es, debemos estar seguros de que el smartphone lleva un sistema de ahorro de batería considerable. Una batería con una capacidad más o menos considerable en un gama alta sería de entre 2.500 y 3.000 mAh. Con smartphones de gama media sería algo inferior, pero nunca debería estar por debajo de los 1.600 mAh. En cualquier caso, con menores pantallas, menores baterías son necesarias. Así, si tenemos que elegir guiándonos por la batería entre dos smartphones que tienen la misma capacidad de batería pero diferentes tamaños de pantalla, siempre tendremos que optar por el que tiene una pantalla de menor tamaño y resolución, pues ese gasta menos batería y, por tanto, tiene mayor autonomía.
La pantalla sería de los últimos aspectos a tener en cuenta dentro de los importantes. A partir de cuatro pulgadas ya estamos hablando de una pantalla normal y útil. Y en lo que respecta a la resolución de pantalla, es fácil conseguir hoy en día un smartphone que se acerque a los 1280 por 720 píxeles, que ya es una calidad de alta definición. La cámara ya es decisión de cada uno, pero a mi parecer, se trata de un componente bastante irrelevante. Suelen tener la calidad suficiente para captar fotografías que se vean, y no hace falta nada más. Obviamente, cuanto mejor sea, mejor, pero no hay que tomarlo como algo principal. Al final es secundario.

Reflexión final

Y no podíamos crear una guía definitiva sin hablar del precio. Todo puede variar mucho en función de las condiciones en las que se vaya a comprar el smartphone, pero sí hay que decir una cosa. No permitas que una diferencia de 80 ó incluso 100 euros te haya optar por el barato. Muchas veces será mucho más rentable ahorrar un poco más y comprar el móvil bueno, pues durará muchos años, y en algunos casos, te aburrirás tú mucho antes de que este sea inútil. Ahorrarse 80 euros puede derivar en que en algunos meses ya tengas un móvil que va lento, que no funciona bien, y que tengas que acabar comprando otro en menos tiempo. Es posible que pagar 100 euros más haga que al cabo del mismo tiempo, puedas vender el móvil por esos 100 euros extra que pagaste. Al final te habrá costado lo mismo, pero habrás tenido un móvil de mucha mejor calidad, además de que habrá otra persona utilizando un smartphone, que si no lo vendes, bien podría ser tu hijo, o algún familiar; otra forma de ahorrar dinero, gastando un poco más para hacer una buena compra.

lunes, 24 de junio de 2013

Nueva generacion de procesadores

La nueva generación de procesadores diseñados por Intel® tiene un consumo 20 veces menor que sus antecesores, mejora 25 veces el procesamiento de imágenes y lleva a un nivel superior a las innovaciones que llegan con los equipos convertibles.

Buenos Aires, miércoles 5 de junio de 2013. 
Intel® presentó en el día de hoy a la cuarta generación de su familia de procesadores Intel® Core™, los cuales ya están disponibles en Argentina en distintas líneas de equipos de escritorio y unidades All-in-One y próximamente en Ultrabooks™ convertibles. Actualmente ya se encuentran en los dispositivos de Banghó, CX, EXO y Eurocase.


La 4ª generación de procesadores de la familia Intel® Core™ fue diseñada para brindar al usuario un mayor poder para ejecutar, en forma simultánea, distintas aplicaciones para jugar, crear, y disfrutar de gráficos de alta calidad en un producto cuyo consumo de energía es 20 veces menor a sus antecesores, manteniendo la información segura, en un equipo cuyo peso es menor a 1,3 kg, es decir, lo que pesa una botella de agua mineral de 1,25 litros.
Al comparar las computadoras que tienen más de tres años de uso y las Ultrabooks con procesadores de la 4ª generación Intel® Core™ es posible identificar diferencias en cuanto a peso, ya que las viejas notebooks son un 50% más pesadas que las Ultrabooks™ que no superan el 1.6kg, lo que permite, transportarla con mayor facilidad. Además, los nuevos dispositivos cuentan con seguridad integrada, touch en toda la pantalla y son convertibles o desmontables en comparación con las laptop tradicionales.
“Estamos presentando en todo el mundo la nueva generación de procesadores Intel®, pensados para mejorar significativamente la experiencia de los usuarios. La 4a generación de procesadores Intel® Core™ potencia la combinación del rendimiento de las computadoras de escritorio con los beneficios de la movilidad propios de una tableta, llevando a un nivel superior a los equipos 2 en 1, los cuales serán clave en la renovación del parque informático existente”, señaló Elizabeth Moncada, Gerente de Consumo para Intel Cono Sur.
Con la nueva generación de Ultrabooks™ con procesadores Intel® Core™ de 4a generación, hoy es posible consumir videos en HD en forma continua durante seis a nueve horas, es decir seis horas más que cualquier equipo con cuatro años de antigüedad.

La nueva tendencia de 2 en 1
Los nuevos equipos 2 en 1 son el resultado de la confluencia de computadoras diseñadas para obtener óptimos resultados en el procesamiento de imágenes y distintos modelos de uso que le acercan a los usuarios versatilidad y alternativas de actividades en un mismo equipo.
“Es decir, se trata de un dispositivo con el nivel de rendimiento de una notebook de alta gama, con todos los beneficios propios de la movilidad de una tableta, pero en un único dispositivo”, explicó Elizabeth Moncada, Gerente de Consumo para Intel Cono Sur.
Así, la nueva generación de computadoras con procesadores de 4ª generación Intel® Core™, promete además para fines de 2013 poner al alcance del público general funcionalidades propias de la computación perceptiva, como el reconocimiento de rostro y voz, por interacciones basadas en gestos, convirtiendo el uso de las computadoras en procesos más intuitivos al mejorar la interacción con las personas.
Las pruebas realizadas con los nuevos equipos 2 en 1 demostraron un rendimiento cuatro veces superior en el uso diario a los equipos que cuentan con cuatro de años de antigüedad. Por otra parte, con la 4ª generación de procesadores de la familia Intel® Core™, el encendido de los nuevos equipos es ocho veces más veloz que en las viajas notebooks, que hoy representan 52% del parque de portátiles del mercado argentino.

martes, 11 de junio de 2013

7 consejos básicos de mantenimiento preventivo para tu PC

7 consejos básicos de mantenimiento preventivo para tu PC

¿Por qué falla un PC? ¿Puedo evitar mandar a reparar PC a un técnico? el siguiente artículo te enseñará cómo darle mantenimiento preventivo a tu PC en siete sencillos pasos.
Así como nosotros debemos hacer ejercicios frecuentemente y tener una dieta balanceada para sentirnos bien y prevenir malestares, nuestros queridos y a veces maltratados equipos de cómputo (PC’s, ordenadores,computadoras o como los llamemos) necesitan ser tratados con ciertas rutinas que les garanticen un funcionamiento óptimo por un tiempo más prolongado, es decir, necesitan un mantenimiento preventivo.
Debemos tener siempre en cuenta que el calor y el polvo favorecen el desgaste de los circuitos ya que los exponen a condiciones de trabajo difíciles, por ello hay que conservarlos ventilados, frescos y protegidos de los cambios bruscos de voltaje.
Hay que tener en cuenta además que existen dentro de una computadora piezas electromecánicas que se desgastan con el uso y el tiempo: los cabezales de lecturas, los dicos duros, los coolers o ventiladores, por ejemplo.

El mantenimiento preventivo, en siete pasos

Puede definirse como el conjunto de acciones y tareas periódicas que se realizan a un ordenador para ayudar a optimizar su funcionamiento y prevenir (como dice su nombre) fallos serios, prolongando así su vida útil. Estas acciones y tareas periódicas pueden sintetizarse en una serie de siete pasos.

Limpieza interna del PC:

Esta tarea busca retirar el polvo que se adhiere a las piezas y al interior en general de nuestro PC. Ante todo debe desconectarse los cables externos que alimentan de electricidad y proveen energía a nuestra PC y de los demás componentes periféricos.
Para esta limpieza puede usarse algún aparato soplador o una pequeña aspiradora especial acompañada de un pincel pequeño. Poner especial énfasis en las cercanías al Microprocesador y a la Fuente.

Revisar los conectores internos del PC:

Asegurándonos que estén firmes y no flojos. Revisar además que las tarjetas de expansión y los módulos de memoria estén bien conectados.

Limpieza del monitor del PC:

Se recomienda destapar el monitor del PC solo en caso que se vaya a reparar pues luego de apagado almacena mucha energía que podría ser peligrosa, si no es el caso, solo soplar aire al interior por las rejillas y limpiar la pantalla y el filtro de la pantalla con un paño seco que no deje residuos ni pelusas.

Atender al mouse:

Debajo del mouse o ratón hay una tapa que puede abrirse simplemente girándola en el sentido indicado en la misma tapa. Limpiar la bolita que se encuentre dentro con un paño que no deje pelusas así como los ejes y evitar que haya algún tipo de partículas adheridas a ellos.
Si es un mouse óptico, mantener siempre limpio el pad (o almohadilla donde se usa el mouse; esto es valido para cualquier tipo de mouse) y evitar que existan partículas que obstruyan el lente.

La disquetera:

Existen unos diskettes especiales diseñados para limpiar el cabezal de las unidades de diskette. Antes de usarlos, soplar aire por la bandeja de entrada (donde se ingresan los diskettes).

Los CD-ROM, DVD, CD-RW:

Al contar todos ellos con un dispositivo láser no se recomienda abrirlos si no se está capacitado para hacerlo. Existen unos discos especialmente diseñados para limpiar los lentes de este tipo de unidades.

La superficie exterior del PC y sus periféricos:

Es recomendable para esta tarea una tela humedecida en jabón líquido o una sustancia especial que no contengan disolventes o alcohol por su acción abrasiva, luego de ello usar nuevamente un paño seco que no deje pelusas.
El tema del software que tiene instalado nuestro PC y que también requiere mantenimiento es algo que comentaremos aparte por la amplitud del tema.
Espero que esta información te haya sido útil.
Este artículo fue publicado originalmente en reparar-pc.blogspot.com por Roger López.

domingo, 9 de junio de 2013

Pasos para reparar un Pen Drive

Pasos para Reparar un Pen Drive



Si tu memória flash está fallando (USB, Pendrives, Secure Digital, MemoryStick, MMC, reproductor de MP3 y/o Mp4, entre otros) y dice algunos de estos mensajes:
  • La memoría no aparece entre los dispositivos.
  • No tiene formato.
  • Al dar doble click desde Mi PC no se abre nada.
arreglar pendrive dañado Pasos para Reparar un Pen Drive
A continuación se darán algunas soluciones para estos casos:
Primer Caso: La memoria aparece dentro de Mi PC pero dice que no tiene formato
La solución más eficaz es utilizar el HP USB Disk Stogare Format Tool, lo que debes hacer es instalar este software (sólo para Windows) y ejecutarlo, después dar formato a la memoria, esto borrará todos los datos y no se podrán recuperar.
Segundo Caso: La memoría solo funciona cuando la ladeas un poco o presionas hacia adentro
Esto se debe a que algún cable se encuentra suelto dentro de la memoria, por lo tanto tendrás que destapar tu memoria e intentar soldar el cable.
Tercer Caso: La memoría se mojó con agua de mar
Le suele pasar a cualquiera, y la solución está en seguir los siguientes pasos:
  1. Debes déjarla secar.
  2. Sumérgela en agua dulce por aproximadamente 2 horas (para diluir las sales en caso de que haya caido en el mar).
  3. Remueve la carcasa exterior.
  4. Vuelve a remojar el circuito (sí, con todo y chips).
  5. Deja sobre papel absorbente para eliminar la humedad (Para descartar cualquier corto-circuito).
  6. Colócala con cuidado en el lector de memoria y prueba.
Cuarto Caso: Falta el controlador
Sólo tienes que buscar el driver que corresponda para el modelo y la marca de tu memoría, por ejemplo:
Caso V: no se reconoce el dispositivo USB en Windows Vista y XP
  1. Busca una computadora con Windows 98 e instala el driver correspondiente a tu memoria.
  2. Cuando Windows 98 la reconozca, respalda la información.
  3. Da formato cómo FAT32 a tu memoría.
  4. Listo con suerte ya funcionará en todos los sistemas.
Quinto Caso: No se reconoce el dispositivo USB en Windows Vista y XP
  1. Busca una computadora con Windows 98  (Se que es dificil de encontrar, pero intentalo) e instala el driver correspondiente a tu memoria.
  2. Cuando Windows 98 la reconozca, respalda la información.
  3. Da formato cómo FAT32 a tu memoría.
  4. Listo con suerte ya funcionará en todos los sistemas.

martes, 28 de mayo de 2013

Tutorial de configuración de DVR´s y acceso remoto

Tutorial de configuración de DVR´s y acceso remoto
 1.1 Obtención de los parámetros de red
Si no se conocen los parámetros de la red en la que el DVR está conectado, es sencillo obtenerlos de la siguiente manera:
1- Hay que utilizar un ordenador que esté conectado a la misma red que el vídeo grabador.
2- En el menú “Iniciar” de la barra de tareas de Windows, existe un campo titulado “Buscar programas y archivos”.
3- En este campo, se escribe “cmd” y se pulsa Enter. Esto lo que hace es que se despliegue una pantalla negra al estilo MS-DOS donde se pueden insertar comandos.
4- En la pantalla negra se escribe “ipconfig” y se pulsa Enter. El resultado es que aparecen en pantalla los principales datos de la red a la que está conectado el ordenador (y, por extensión, el DVR).
5- Entre los datos que se despliegan en la pantalla, se pueden encontrar la máscara de subred y la puerta de enlace predeterminada.
  
1.2 Establecer la dirección IP
 Con la puerta de enlace y la máscara de subred se puede establecer una dirección IP válida para el vídeo grabador.
Hay que tener en cuenta que la dirección IP que se asigne al DVR tiene que tener el mismo rango que la puerta de enlace.
Es decir, si tomamos como ejemplo estos datos:
Puerta de enlace: 192.168.1.1
Máscara de subred: 255.255.255.0
Esto quiere decir, que la dirección IP que se asigne al DVR deberá ser 192.168.1.xxx, donde el valor xxx puede variar entre 2 y 255, siempre y cuando sea una dirección IP que esté libre (que no haya ningún otro equipo conectado a la misma red que ya esté usando esa dirección).
  
1.2.1 Cómo comprobar que una dirección IP está libre
 Para hacer esto, se parte de la misma pantalla negra de DOS que se despliega al ejecutar “cmd” en el campo “Buscar programas y archivos” del menú Iniciar de Windows.
En este caso, se escribe el comando “ping xxx.xxx.xxx.xxx” donde xxx.xxx.xxx.xxx es la dirección IP que se quiere comprobar, y se pulsa Enter.
Si la dirección IP consultada no está siendo utilizada, aparecerá el mensaje “Host de destino inaccesible”.
Si la dirección IP consultada sí está siendo utilizada por otro equipo, en la pantalla aparecerá el tiempo de respuesta en la comunicación con el equipo poseedor de esa IP
  
2 ACCESO POR RED LOCAL
 Una vez que el DVR tiene correctamente configurado el menú de red, es posible acceder a él en red local, a través de ordenadores que estén conectados en la misma red que el equipo.
Este acceso se puede hacer de dos maneras:
1- A través de un navegador web (principalmente Internet Explorer)
2- A través del software que acompaña el DVR en el CD
   
2.1 Acceso por navegador web
El navegador por defecto que hay que utilizar para tener un acceso al DVR es Internet Explorer.

2.1.1 Acceso a través de Internet Explorer
El acceso a través de Internet Explorer es, en principio, bastante sencillo.
Simplemente se trata de escribir la dirección IP que se le ha asignado al DVR en el menú “Red” en la barra de direcciones del navegador, y pulsar el botón “Ir a”.
Es muy posible que la primera vez que se acceda a un DVR desde un ordenador se solicite instalar en dicho ordenador un control ActiveX, que permita administrar el DVR por parte del equipo desde el cual se está accediendo.
Para poder instalar este control ActiveX, es necesario que la configuración de seguridad de Internet
Explorer lo permita. Para ello, hay que hacer lo siguiente:
1- Se pincha en el menú “Herramientas” de Internet Explorer, seleccionando a continuación la opción “Opciones de Internet”. Al hacerlo, se despliega un menú como el que se muestra en la siguiente imagen.
2- Se selecciona la pestaña “Seguridad” y se pincha en el botón “Nivel personalizado”.
3- Al hacerlo, se despliega un menú como el que se muestra en la siguiente imagen. Hay que bajar por la barra de desplazamiento hasta encontrar la opción “Controles y complementos de ActiveX”.
4- Dentro de esa opción, se busca “Descargar los controles ActiveX sin firmar” y se marca la pestaña “Preguntar”. De este modo, cuando el sistema quiera descargar e instalar el control
ActiveX que necesita para operar el DVR, preguntará en primer lugar al usuario, quien le indicará que lo instale.

Advertencia:
La versión de Internet Explorer 8, que acompaña habitualmente al Windows 7, puede dar algunos problemas de compatibilidad para visualizar el equipo.
Si esto sucede, hay que hacer lo siguiente:
1- Se pincha en el menú “Herramientas” de Internet Explorer, seleccionando a continuación la opción “Configuración de Vista de Compatibilidad”. Al hacerlo se despliega un menú como el que se muestra en la siguiente imagen.
2- Dentro de ese menú, se escribe la dirección IP del DVR en el campo “Agregar este sitio web” y se pincha en “Agregar”.

3 ACCESO EN REMOTO
Con los parámetros de red del DVR correctamente configurados, también es posible acceder a él desde un acceso remoto, situado fuera de la red local en la que esté conectado el equipo.
El procedimiento es el mismo que el acceso en red local en cuanto a la manera de utilizar Internet Explorer
La única diferencia es que, para poder acceder en remoto, no hay que utilizar la dirección IP que se ha establecido para el DVR (ya que ésta es una dirección IP de la red local), sino que hay que utilizar la dirección IP externa del router de la red.

3.1 Cómo obtener la dirección IP externa del router
Para conocer la dirección IP externa del router de la red se puede consultar la siguiente página web:
http://www.cualesmiip.com/
Se trata de una página web que directamente te indica tu dirección IP al acceder a ella, sin necesidad de hacer nada más.
  
3.2 Problemas en el acceso: cambio del puerto HTTP
Es relativamente frecuente que el acceso en remoto falle si se utiliza el puerto 80 como puerto HTTP.
Si se da este caso, es necesario cambiar el puerto 80 por otro puerto en el menú de “Red” de la configuración del vídeo grabador. Por ejemplo, es muy habitual utilizar el puerto 8080.
Lógicamente, es necesario asegurarse de que el nuevo puerto seleccionado está abierto en el router, así como re-direccionarlo dentro del router si fuera necesario (todo esto a través del servicio NAT).
Cómo hacer esto se explica en el capítulo 4
Si se modifica el puerto HTTP, a la hora de acceder al vídeo grabador a través del navegador web es necesario indicar, además de la IP, el puerto por el que se quiere acceder. Por ejemplo, si la IP externa es 217.18.226.130, y se ha definido el puerto 8080, para acceder a través del navegador web es necesario poner en la barra de direcciones lo siguiente:
http://217.18.226.130:8080

4 CONFIGURACIÓN DEL ROUTER
Con respecto a la configuración del router, la operación básica consiste en asegurarse de que los puertos que utiliza el vídeo grabador están abiertos y, en caso de que no sea así, abrirlos.
Los puertos por defecto que están definidos en el DVR son:
Puerto TCP: 9000
Puerto HTTP: 80
Como se ha comentado anteriormente, estos puertos se definen en el menú “Red” de la configuración del vídeo grabador, y se pueden modificar, si resultase conveniente.
La manera de abrir los puertos en el router depende del router en particular. Como regla general, se recomienda que, en caso de duda, se consulte a la empresa proveedora del servicio de Internet, o a quien suministrara el router. Igualmente, si se busca en Internet es fácil encontrar manuales o foros de consulta donde se explica cómo configurar prácticamente cualquier tipo de router.
No obstante, se indican a continuación unas breves explicaciones sobre cómo podría hacerse esto, tomando como ejemplo un router Comtrend, habitual de las instalaciones de Telefónica.
En primer lugar es necesario acceder a la página de configuración del router. Para ello se escribe la dirección IP de la puerta de enlace en la barra de direcciones del navegador web.
A continuación aparece un menú emergente que pedirá el usuario y la contraseña de acceso al router.
Una vez que se ha accedido a la página de configuración del router, hay que seleccionar la opción
“NAT"
Para poder realizar la configuración manualmente, hay que resaltar la pestaña “Custom Server”, escribiendo a continuación la dirección IP del equipo al que se quiere asociar los puertos que se van a abrir (en este caso, se trataría de indicar la dirección IP que el vídeo grabador tiene dentro de la red local o, dicho de otro modo, la dirección IP que se ha definido en el menú “Red” dentro de la configuración del DVR).
Los puertos que se quiere abrir se indican en la tabla de debajo, de la siguiente manera:
→ Virtual Servers”, dentro del menú “Advanced Setup”.
External Port Start
: Es el puerto de inicio del rango de puertos que se desea abrir.
External Port End
Si se desea abrir un único puerto (y no un rango) bastan con poner el mismo puerto como puerto de inicio y puerto de fin.
: Es el puerto de fin del rango de puertos que se desea abrir.
Protocol puertos necesarios para el DVR, se seleccionará el protocolo TCP para el puerto TCP, el protocolo HTCP para el puerto HTTP, y el protocolo UDP para el puerto UDP. En caso de duda, no obstante, se puede abrir el puerto para todos los protocolos.
: Aquí se selecciona el protocolo que corresponde al puerto que se desea abrir. Para los
Internal Port Start puerto de inicio del rango externo.
: Se indica aquí el puerto de inicio del rango interno al que se va a redireccionar el
Internal Port End puerto de fin del rango externo.
Estos dos últimos parámetros sirven para el caso de que sea necesario redireccionar la información de
un puerto de entrada a otro puerto de salida. Si el redireccionamiento no es necesario, el valor de
“Internal Port Start” será el mismo que “External Port Start”, y el valor de “Internal Port End” será el mismo que “External Port End”.
Sin embargo, si es necesario redireccionar, habrá que indicarlo en estos campos.
Por ejemplo, si se cambia el puerto HTTP del DVR del puerto 80 al puerto 8080, la configuración debería ser como sigue:
: Se indica aquí el puerto de fin del rango interno al que se va a redireccionar el
Finalmente, es necesario guardar la configuración realizada antes de salir de la página web.
Problema frecuente:
Un problema frecuente que ocurre a veces es que se puede acceder externamente a la pantalla inicial del DVR pero después de introducir el nombre de usuario y la contraseña se produce un error de conexión.
En un caso así, el problema se debe a que el puerto de acceso al DVR (que es el puerto HTTP) está correctamente abierto en el router, pero no está abierto el puerto de datos (que es el puerto TCP, por defecto el 9000), por lo que abriendo este puerto se solucionaría el problema.

5 UTILIZACIÓN DE DDNS
El vídeo grabador está preparado para utilizar un servicio DDNS. La utilidad de este servicio consiste en que se sustituye el acceso a través de una dirección IP por un acceso a través de un nombre de dominio, más fácil de recordar. Además, si la IP del router de la red es dinámica y cambia, la utilización de DDNS permite actualizar la IP para un mismo nombre de dominio, de modo que no es necesario preocuparse por este cambio en la dirección IP.
Los dos principales servicios DDNS que se pueden utilizar con estos equipos son:
1. DynDNS
2. No-IP
Para utilizar el servicio DDNS, hay que llevar a cabo los siguientes pasos:
1. Obtener una cuenta DDNS.
2. Configurar el vídeo grabador.

 5.1 Obtener una cuenta DDNS
utilizando DynDNS
Las cuentas DynDNS se solicitan y gestionan de manera gratuita en la página web
http://www.dyndns.com/
Una vez dentro de esta página, se pincha en el botón “Sign up FREE”, que permite crear una cuenta
DynDNS de manera gratuita
Básicamente, hay que rellenar lo siguiente:
Hostname : será la dirección que habrá que escribir en los navegadores para acceder al equipo. La extensión se puede escoger entre un grupo de extensiones que aparecen en el menú desplegable. La más habitual, no obstante, es dyndns.org.
: Se selecciona el nombre que va a tener la cuenta (el dominio). Es un nombre a elegir, que
IP Address
A continuación se pincha en el botón “Add to cart” y se accede a otra pantalla donde se completan los datos, indicando un nombre de usuario, una contraseña y una cuenta de correo electrónico para que el servicio DynDNS pueda comunicarse con el cliente.
: Aquí se indica la dirección IP a la que se quiere asociar el nombre de dominio.

5.2 Configuración de DDNS en el vídeo grabador
La utilización del DDNS se configura en el menú “Red”, dentro de “Menú principal en este menú, dentro del recuadro de la parte de debajo de la pantalla (configuración avanzada, como se muestra en la siguiente imagen), hay que descender por la barra de desplazamiento hasta encontrar la casilla llamada “DDNS”.
Para utilizar el DDNS hay que marcar la casilla a la izquierda del nombre, y para configurarlo hay que pinchar con el ratón dos veces en la línea del DDNS, apareciendo el siguiente menú:
En este menú hay que definir una serie de parámetros, que serán distintos según el tipo de servicio DDNS que se haya creado.

 5.2.1 Utilizando DynDNS Tipo DDNS
 : Dentro del menú desplegable, se selecciona “DyndnsDDNS”.
IP del servidor dirección IP: 204.13.248.112.
Si se utiliza el nombre de servidor, hay que tener correctamente configurado el apartado DNS para que el equipo traduzca la dirección IP a la que se refiere el nombre de servidor indicado.
: Se escribe el nombre del servidor “members.dyndns.org”, o bien su equivalente
Puerto
: Debe utilizarse uno de los puertos siguientes: 80, 8245.
Nombre Dominio página web
: El nombre de dominio que se haya establecido al crear la cuenta DynDNS en la www.dyndns.com.
Usuario
: El usuario que se haya establecido al crear la cuenta DynDNS en la página web
www.dyndns.com
Contraseña
: La contraseña que se haya establecido al crear la cuenta DynDNS en la página web
www.dyndns.com
Además, hay que marcar la pestaña “Activar”, de la parte derecha superior de la ventana.
  
5.3 Acceso al DVR utilizando DDNS
Si se ha creado un nombre de dominio con una cuenta DDNS, el acceso al DVR en remoto es igual a
como se ha comentado en el capítulo 3, pero en vez de escribir la dirección IP en la barra de
direcciones del navegador web, se escribe el nombre de dominio que se definió al crear la cuenta
DDNS. Por ejemplo, con una cuenta DynDNS:
http://nombredominio.dyndns.org
Si, además, el puerto HTTP definido no es el 80, habrá que indicarlo de la siguiente manera (usando,
por ejemplo, el 8080):
http://nombredominio.dyndns.org:8080

6 VISUALIZACIÓN A TRAVÉS DE TELÉFONO MÓVIL
El CD que acompaña el vídeo grabador incorpora el software necesario para visualizar el dispositivo desde un teléfono móvil, estando además disponible para diferentes tipos de móvil, en función del sistema operativo que utilicen.
Se dispone de software para las siguientes plataformas:
1- Android
2- Blackberry
3- iPhone
4- Symbian
5- Windows Mobile

6.1 Instalación del software de visualización
Para todas las plataformas anteriormente indicadas, en el CD que acompaña al vídeo grabador se incorpora la aplicación concreta que es necesario instalar en el dispositivo móvil para la visualización a través de él del DVR.
Para todos ellos se incluyen también manuales explicativos sobre cómo llevar a cabo la instalación de la aplicación y su posterior utilización.
En general el proceso consiste en instalar en el teléfono móvil la aplicación correspondiente y después configurarla indicando básicamente los datos de conexión al DVR:
-Dirección IP.
-Puerto (el puerto TCP, por defecto 9000).
-Nombre de usuario de la cuenta de acceso al DVR.
-Contraseña de la cuenta de acceso al DVR.